Top Peliculas Estrenos

Mi novio es un zombie
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Loading...

Calificacion 6.9
Género:

Comedia/ Horror/ Romance

País: USA
Duración: 1h 38min
Año: 1 February 2013
Director: 1 February 2013
Reparto:
Nicholas Hoult, Teresa Palmer, Analeigh Tipton, Rob Corddry, Dave Franco, John Malkovich, Cory Hardrict, Daniel Rindress-Kay, Vincent Leclerc, Clifford LeDuc-Vaillancourt, Billie Calmeau, Adam Driscoll, Chris Cavener, Jonathan Dubsky, Alec Bourgeois
Latino Trailer
Opciones de descarga Servidor Idioma Calidad Contraseña
Opcion 1 Mega Latino (Dual - Ingles) Full HD 1080p

Mi novio es un zombie

Warm Bodies

Mi novio es un zombie Nicholas Hoult (X-Men: Primera generación) interpreta a un zombi que no pasa por un buen momento anímico. Tras el apocalipsis, Estados Unidos ha quedado devastada y R, que así se llama este muerto viviente, no tiene piedad alguna con los humanos que quedan vivos. La única forma de mantener sus recuerdos es alimentándose de los cerebros de sus víctimas. Sin embargo, un día, movido por un sentimiento jamás experimentado, se apiadará de una hermosa chica, Julie Grigio (Teresa Palmer, Soy el número cuatro), a quien rescata del ataque de un grupo de caníbales, justo antes de ser despedazada. El novio de Julie, sin embargo, no ha corrido la misma suerte, y ha muerto a manos de R. El sentimiento de culpabilidad de este, hará que se acerque a Julie para protegerla, aunque esta cercanía provocará que finalmente ambos se enamoren. Una mezcla curiosa entre vivos y no muertos que provocará sentimientos contradictorios en aquellos que les rodeen.

Al frente del proyecto, el independiente Jonathan Levine (Seducción mortal, 50/50). También participan en la película John Malkovich (Las amistades peligrosas), Analeigh Tipton (Crazy Stupid Love) y Dave Franco (Infiltrados en clase).

 

Mi novio es un zombie

Ya desde su misma producción, a ‘Memorias de un zombie adolescente’ le cayó el sambenito de ser la versión zombi de ‘Crepúsculo‘. Un flaco favor a una película que huye del romanticismo desaforado (y huero) que invadía cada uno de los fotogramas de la relamida saga vampírica. Y es que aunque la película de Jonathan Levine – director de esa pequeña rara avis llamada ’50/50’, aún por estrenar en nuestro país- sí asiente sus bases en el trémulo subsuelo del cine teen, éste se distancia del habitual tono blanco (y moralista) de las comedias románticas al uso para lanzarse al más sugerente terreno del esperpento posmoderno, ese que cruza las spoof movies –ahí sí existiría una ligazón con ‘Crepúsculo’, sólo que por la vía de la desmitificación y el chiste de trazo grueso-, los giros de tuerca de los parámetros que rigen los géneros contemporáneos –eso lo consigue en su tremendo arranque mediante el uso de una voz en off de un muerto viviente- y el exploit de la comedia gamberra adolescente.

El planteamiento de la obra es bien sencillo: en un mundo post-apocalíptico donde conviven enfrentados humanos (presas) y zombies (cazadores) –hay un tipo de zombies más deshumanizados a modo de esqueletos rabiosos cercanos a los presentes en ‘Soy leyenda’- nace una particular historia de amor –hay algo muy malsano en ella que la hace que sea más atractiva que ridícula- entre un no-muerto y la hija del general que dirige a la resistencia humana. Así, ‘Memorias de un zombie adolescente’ pasa por ser un largo monólogo de un personaje que, paradójicamente, es incapaz de hablar: R, el zombie protagonista y vehículo principal de la narración, cuyas reflexiones son lo mejor del film. A partir de ahí la película se convierte en algo parecido a un remake punk de ‘Despertares’, con los zombies tratando de recuperar su humanidad en un dislate de lo más llevadero, que hace que la parte más ñoña de la película –la historia de amor- casi quede en un segundo plano.

¿Hola? Nos podrias regalar un "Me gusta"